Carpeta Hormigas
Estas en
Servicios >
>
>
¿Qué es el Marketing Ecológ...
Nuestro blog
Skype
955 088 145

¿Qué es el Marketing Ecológico?

           En los últimos años y en gran parte debido a la crisis medioambiental que está sufriendo el planeta, las personas han hecho examen de conciencia llegando a la conclusión de que requieren los productos ecológicos (y como prueba el incremento en ventas de productos verdes) que ahorran en materias primas, son respetuosos con el medio ambiente y no generan desperdicios ni residuos para que de esta forma no se comprometa a las futuras generaciones a satisfacer sus propias necesidades. Cabe mencionar que otra función del marketing ecológico es hacer de árbitro para enlazar los intereses individuales con los intereses de carácter social  en relación con el cuidado de la naturaleza.

            Igualmente, es fácil asociar al marketing ecológico con estrategias desarrolladas para satisfacer las necesidades de consumidores mediante la adquisición de productos verdes. Si bien, los productos verdes los podemos catalogar como aquellos que no son perjudiciales o tienen consideración con el medio ambiente. Debido a que el objetivo de cualquier empresa es obtener beneficios, el valor añadido que aporta un producto denominado verde hace que los consumidores, creciendo los clientes que apuestan por productos ecológicos a un ritmo considerable en los últimos tiempos, estén dispuestos a pagar un precio mayor siempre y cuando la calidad del mismo se mantenga y además crean y así se les debe hacer saber que con la adquisición del mismo, están colaborando e impulsando su decisión de apostar por productos defensores del medio ambiente.

            En hilo a lo comentado anteriormente, juega un papel decisivo en el punto de venta para la compra del producto el tipo de envase elegido así como la comunicación y publicidad que se va a realizar del mismo. En lo que al envase se refiere, éste deberá ser reciclable y además transmitir los colores oportunos acordes con su imagen corporativa para que en la mente del consumidor asocien dicho envase con una marca “limpia” que se preocupa por el medioambiente. Por otra parte, en cuanto a las acciones publicitarias que se van a llevar a cabo para dar a conocer a consumidores de la existencia de nuestros productos, éstas deben transmitir un mensaje claro de los beneficios del producto en dos sentidos: en primer lugar orientado al consumidor, y en segundo lugar, orientado a ensalzar las ventajas reales que ofrece para el cuidado y conservación de los recursos naturales que debido al gran consumo que se hace es imposible a la naturaleza de auto regenerarse.    

            Si bien hace años, los productos ecológicos suponían un valor añadido, hoy en día, con el aumento de consumidores sensibilizados con el medio ambiente, hacen que éstos rechacen aquellos productos que no son respetuosos con el medio ambiente en todo su proceso, por lo que las empresas y negocios que no están concienciadas  y en consecuencia no muestran ninguna consideración por los recursos naturales, es muy posible que en un futuro no muy lejano se vean fuera del mercado.

            Un ejemplo muy claro lo tenemos en la industria del automóvil, preocupadas por el medioambiente, sabedoras de la imposibilidad de la naturaleza  de regenerar recursos naturales y conocedoras de la existencia de un nicho de mercado con clientes que están preocupados por el hábitat, ofrecen  vehículos híbridos (combinación de un motor eléctrico con uno de gasolina), y en algunos casos, hasta completamente eléctricos. Una marca que cumple estas características es Toyota, que en 1997 lanzó en Japón el Toyota Prius (híbrido), en 2001 a Estados Unidos y posteriormente al resto del mundo obteniendo en 2005 premio al mejor coche del año. Debido a su combinación de motor eléctrico con uno de gasolina, consigue un consumo realmente bajo y unas emisiones extraordinariamente bajas para que durante su ciclo de vida cause el menor deterioro al medioambiente. Una prueba clara y manifiesta de la creciente generación de consumidores verdes que están aflorando, se soporta en el éxito de ventas que está suponiendo dicho automóvil.   

            En conclusión, el marketing ecológico pretende actuar de mediador entre los intereses individuales y los intereses públicos satisfaciendo las necesidades de los consumidores alcanzando los objetivos de la empresa al mismo tiempo que busca que el proceso sea lo menos perjudicial posible para el medioambiente.

           

Solicítenos presupuesto
Diseño gráfico
Diseño Web
Multimedia
Marketing
Plan de Comunicación
Otros Servicios